jueves, 4 de octubre de 2012

TARTA TREN DE GALLETAS



Hoy os voy a dejar con una idea para celebrar el cumpleaños de nuestros hijos. Imaginad la cara de los niños cuando vean esta tarta con forma de tren.
Estas son las fotos de la que hice para el 2º cumpleaños de Rubén. Los niños no pudieron contenerse y se comieron las chuches del vagón antes de cortar la tarta!!!
Yo había visto un montón de tartas tren por internet, pero todas hechas con bizcochos preparados, muy bonitas, pero pensé que a la hora de la verdad, la tarta de galletas de toda la vida era la que más gustaba.
Así que me puse manos a la obra y diseñé este tren hecho con la receta clásica familiar de galletas, natillas y chocolate.
Y si no disponéis de tiempo... podéis hacerla de forma cuadrada como las originales.
Lo más importante es tener claro lo que vamos a necesitar y cómo vamos a conseguir la forma. Aquí os dejo el croquis de la que yo hice:

No os miento, tiene trabajo para hacerla, pero merece la pena.
Nota: yo hice los vagones por separado en bandejas desechables para poder guardarla en la nevera y monté  todo en el último momento en la tabla de presentación.

INGREDIENTES:

Para las natillas (cantidad para locomotora y 2 vagones):
- 1 l de leche
- 3 sobres de natillas (yo uso Flanín el niño)
-120 gr de azúcar.

Cobertura de chocolate:
- 2 tabletas de chocolate negro
- Agua.

Para mojar las galletas:
- Agua templada
- Descafeinado soluble
- Un chorrito de licor (opcional)

Para el montaje:
- Galletas tostadas rectangulares (yo usé unos 3 paquetes grandes)
- Filipinos blancos para las ruedas.
- Barquillos para la chimenea y el vagón de "troncos de madera"
- Lacasitos para los faros
- 4 pastillas de chocolate blanco para las ventanas de la locomotora.
- Palitos mikado para la reja del vagón chuches y para unir los vagones entre sí.
- Gominulas variadas
- Piruletas
- Una tabla de estantería o similar, suficientemente larga para poner la tarta.

PREPARACIÓN:
Hacemos las natillas espesas con la leche, el azúcar y el flanín. Dejamos enfriar un poco antes de usar.
Derretimos el chocolate en un poco de agua. Reservamos.
Llenamos un bol con agua templada y echamos 2 cucharadas de descafeinado soluble.
Comenzamos a mojar galletas en el descafeinado e ir disponiendo las galletas dando la anchura y longitud que queramos para cada vagón (unas 8-10 galletas por capa) y hacer la locomotora un poco más corta. Cada 2 capas de galletas, poner una capa de natillas y poner tantas capas como sea necesario para alcanzar la altura que nos guste (unas 3 de natillas).
En la parte posterior de la locomotora, subir un poco la altura con otras 2 capas de natillas, para poder poner las ventanillas.
Cubrir los vagones y locomotora con el chocolate.
Poner los filipinos como ruedas, 6 por vagón (3 a cada lado) y 4 para la locomotora. Colocar el chocolate blanco como ventanillas y los lacasitos como faros delanteros y traseros. Esperar a que se enfríe para seguir adornando.
Una vez endurecido el chocolate, poner los palitos mikado partidos por la mitad haciendo como una reja en el vagón de las chuches y rellenas con éstas.
Clavar las piruletas en el vagón correspondiente.
Poner el barquillo de chimenea y el vagón de "troncos" de barquillos en el último minuto, porque se reblandecen y estropean la tarta.
Cuando vayamos a servir la tarta, pasar las bandejas desechables a una tabla de estantería bien forrada de papel de aluminio y unir los vagones con palitos mikado.

Y ahora... intentar no meter los dedos para probarla!!!! Jejeje



     


Y por supuesto... podemos hacer la versión clásica si no disponemos de tanto tiempo... Quedará igual de sabrosa!!! Esta es del bautizo de mi hijo pequeño:


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada